<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d8489705\x26blogName\x3dHigroblog\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLACK\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://higronauta.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://higronauta.blogspot.com/\x26vt\x3d-745735929275756704', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>
miércoles, febrero 02, 2005
11:25 p. m.

En caso de incendio...

rubricado por Higronauta
"Algo malo debe tener el trabajo, o los ricos ya lo habrían acaparado"
Mario Moreno "Cantinflas"

Hace unos días una noticia informaba que nuestra querida celtiberia sigue en cabeza de la UE en cuanto a siniestralidad laboral: el año pasado murieron en ese puesto de trabajo que "tanto dignifica al ser humano" 946 personas. ¿Quieren más datos? 510 personas más fallecieron en lo que efemísticamente se denomina "in itinere", o lo que es lo mismo, de camino a su laburo diario (el reportero informaba que había que tener en cuenta a los 111 trabajadores del fatídico 11-M). Aún así, a qué negarlo, un número más que elevado. Demasiado. Porque no sé ustedes, pero un servidor no encuentra nada más triste que morir en su puesto de trabajo, en pleno proceso esclavizante y deshumanizador.
Alguno, a estas alturas, se estará preguntando a qué viene todo esto en un blog de estas características. Les cuento: día de hoy, un servidor ha tenido que firmar uno de esos típicos contratos eventuales, con el cual se adjuntaba una hoja (aka panfleto oficial, aka fotocopia) sobre prevención de riesgos laborales, ese mito que está en boca de todo empresario que se tercie, y que se suele poner en práctica una de cada cien veces (aunque seguramente me quedo corto). Pues bien, en lo que podría considerarse todo un momento "mattgroeningniao", en el apartado de incendios, cual no ha sido mi sorpresa al encontrarme la sentencia: "En caso de que se le incendie la ropa, tírese al suelo y ruede". En el mismo momento en que acababa de leer esto, me ha venido a la cabeza la imagen de Homer J. Simpson rodando por el césped de su antigua morada, preso de las llamas. Surrealista a más no poder, a qué negarlo. En ese preciso momento de inspiración simpsoniana, mi mirada ha ido directamente al suelo de la oficina, y, en una especie de sinápsis mística entre mis dos neuronas, me he percatado que ¡el suelo estaba todo cubierto de moqueta! Con lo cual si sumamos el surrealismo de imaginarme a mi propia mismidad envuelto en llamas, lánzandome al suelo para iniciar el momento canelón con la presupuesta intención de apagar las llamas, sin ser de ciencias, he presupuesto que el suelo arderia a mi paso (o mejor dicho, mis volteos varios) consiguiendo así un efecto ígneo que podría superar la magnitud de El Coloso en Llamas.

Que uno tenga que trabajar para vivir, pase. Que tenga que ser precario también. Pero por favor, dejen de tomarnos por idiotas y pogan en práctica sus leyes sobre prevención de riesgos que ya demasiado finado hay en horario laboral como para ir escribiendo absurdidades extraídas directamente de capítulos de los Simpsons. O sea.

2 Réplicas:

  At 3/2/05 12:28 Blogger doneval afirmó:

jajjaja madre mía, que gusto da ser precario.

  At 3/2/05 23:59 Blogger Higronauta afirmó:

Se puede decir más alto, pero no más claro doneval ;)